jueves, 5 de febrero de 2009

mi madre me había llamado, desde Madrid, por que había preguntado una tal Susana por mi, decía que yo era muy importante para ella, pero que coño, si fui su cuarto plato, en los años que fui con ella, al instituto, y no contaba conmigo para sus celebraciones de cumpleaños, mi madre me dio su movil, y la llame, la pregunte que quería de mi, y ella respondiendome que a mi, la dije, pues si me quieres presentate, por aqui, pq yo no me voy a ir de aqui.
pues mira que la suerte me acompañaba, cuando Antonella, se presentó en mi habitación y me invitó a una fiesta que harían en el "Parmesano", un restaurante de un italiano afincado en Formentera, y vamos que nos quedamos Antonella y yo allí en la fiesta, bebiendo vodka negro, frente a un pibe que cantaba canciones de Roxy Music, y de la Velvet underground, el pavo decía que era Lou reed, y que se había follado a Nico, en un viaje a NEW YORK, rayadas seguro del lsd, el pavono cantaba mal, era un camarero viejo del bar, que al parecer siempre hacía el gilipollas, cuando llegaban este tipo de fiestas, y yo que pensaba que se calle el tio ese y se vaya, pero no, ahi seguía, hasta que vino uno de los camareros, y le quitó de ahí.
Bese a Antonella, cuando acababa el camarero de pinchar una cancion de los jesus and mary chain, recuerdo que era some candy talking, pues no besaba mal la chica, y tan intenso, uy, debí de haber ido a mas fiestas antes con ella.
Susana se presentó a eso de las diez de la mañana del día siguiente, pero yo ni me entere me lo dijeron los recepcionistas del hotel, y la pobre tuvo que esperar un poco de tiempo, menos de lo que yo la espere a ella...
La rubia se presentó delante mia, buscandome como una loca, y al fin encontrandome, dandome un beso en la mejilla de esos que te cogen la cara con las manos para dartelo, con mucho cariño, pero ¡que coño!, esas confianzas, habían pasado unos meses de eso, y yo quería olvidarla, pero no tuvo que aparecer con su melena suave y rubia, y su metro sesenta, delgadita, como siempre, y callada ante la minima distancia, alimento de tanta sed, que tuve cuando años atras me enamoré de ella, y cuando ya estaba olvidada, apareció
Antonella, , delante de ella, me besó en los labios y se fue, presentandose ante susana, y yendose a la barra del bar donde estaba.
susana, me preguntó, y yo solo la dije, que tuvo tres años y medio, para haberlo decidido, pero yo estaba agusto con Antonella,y que susana, no sería un plato de alta creatividad y de una visibilidad estupenda, vamos no tenía ganas, de tenerla y despues desaparecer, Susana, duró en el hotel, los tres días que se tuvo que quedar, la invite a pasar tres noches, en la habitación de invitados, que en esos días estaba vacía, estuve tres días con ella, pero Susi, sabía que no tenía nada que hacer, se fue de la isla, e intento trabajar en el hotel, desesperada de haber perdido su primera batalla.
yo no era de nadie, y menos de una tia que nunca me había querido.
Se fue con la cabeza agachada, y Antonella, sonrió, cuando ella se marchaba, se quitaba de enmedio quiza su rival mas dura, pero antes sin dejarme una nota encima de la cama, que leí, pero vamos no me importaba una mierda, por que estabaa gusto con esta chica.
si quería joder que se fuera a otro sitio, me entere ese mismo día por el Raimundo, un compi mio de clase que me llamó, que ella, había perdido a sus padres, que solo quería encontrar en mi, un poco de apoyo, no sabía nada, me quede en un shock, y la llame a ella, pero ya era demasiado tarde, el avion había salido esa misma hora.
hablé con Valeria sobre ello,pero ella me dijo que había hecho bien, donde estaba ella cuando tanto la necesitaba?, no estaba, se comía los labios de algun guaperas debajo del puente de los franceses.
mas bien mi vida en ese momento había sido un poco dificil, chunga, pero yo estaba contento, alegre, mi epoca de esa infancia triste, estaba decayendo en un mar profundo, para volverme a aupar en un mundo distinto, de currar, y de vivir mejor.
ya era mediados de julio, y hacía un calor terrible, pensaba en quedarme en Formentera toda la vida, y lo se porque era joven y sabes una cosa... podía con todo